Trucos para aliviar el dolor de las muelas del juicio

aliviar el dolor de las muelas del juicio

Pocos dolores hay más universales que el de la erupción o infección de los terceros molares. A la gran mayoría de la población, en un momento u otro de su vida, le llega a doler por algún motivo. Por esta razón, hoy queremos contarte cómo aliviar el dolor de las muelas del juicio para hacerlo más llevadero.

¿Cómo aliviar el dolor de las muelas del juicio?

Primero debes saber que se denomina muelas del juicio a los cordales o terceros molares, esas piezas que erupcionan a partir de los 16 años y cuya máxima cantidad de piezas que puedes desarrollar es de 4 (una en cada extremo de cada arcada). Las molestias ocasionadas con su salida pueden ser enormes, por lo que queremos darte algunos consejos útiles para aliviar el dolor de las muelas del juicio.

Si bien es necesario acudir a un experto de salud oral, como los que tenemos en Clínica Dental Recaver para examinar y comprobar que no es necesaria su extracción, puedes encontrar cierto alivio siguiendo estos consejos:

  • Aplica calor o frío. Puedes probar con una u otra o alternando ambas, ¡lo que mejor sientas! Aplícalo en la zona de la mejilla que te molesta o tengas inflamada.
  • Enjuagues de agua templada con sal. Utilízalo a modo de colutorio durante un minuto aproximadamente, ¡notarás alivio instantáneo! 
  • Limpieza bucal en profundidad. Mantén las bacterias bajo control extremando las precauciones de limpieza oral.
  • No te automediques. Es importante que, en caso de necesitar recurrir a un analgésico o antiinflamatorio, consultes con un médico o facultativo.

¿Es necesario extraerlas?

Muchas personas se hacen esta pregunta ante el dolor agudo y prolongado de las muelas del juicio, pero no siempre es necesario realizar la extracción dental. Solo habrá que hacerlo en los casos que determine el odontólogo, como pueden ser los siguientes:

  • Si la muela del juicio erupciona de forma incorrecta, con poco espacio o no llega a romper la encía de forma correcta.
  • Si crece con una caries, debido a una higiene dental deficiente.
  • Si se produce pericoronaritis y se infecta la zona afectada.
  • Si se forman quistes de líquido en el área de erupción.

En cualquier caso, es importante que el dentista sea quien determine el tratamiento necesario para poder solucionar el problema de salud oral.

Mediante una revisión, radiografía y examen oral, en Clínica Dental Recaver podremos evaluar y tratar el dolor ocasionado por las muelas del juicio. Somos expertos en cuidar de tu sonrisa, puedes pedirnos cita hoy mismo. 

Cuidado con estos alimentos en verano, ¡pueden dañar tu sonrisa!

Cuidado con estos alimentos

Muchos de las comidas más consumidas en el verano son perjudiciales para tu sonrisa. Por eso te recomendamos, ¡ten cuidado con estos alimentos! Muchas veces son también enemigos número uno de tu sonrisa.

Desde Clínica Recaver, tu dentista en Valladolid, no pretendemos privarte de estos pequeños placeres estivales. Pero sí avisarte de cuáles son los alimentos y bebidas potencialmente dañinos para la salud oral, para que puedas cuidar al máximo la higiene dental si decides consumirlos. ¡Vamos a por ello!

Los refrescos

Uno de los líderes indiscutibles del verano son las bebidas refrescantes, como la limonada, las bebidas energéticas o las bebidas carbonatas. Las consumimos solas o en combinados. ¿Dónde reside la principal amenaza para nuestra salud oral a la hora de tomar estas bebidas? Lo cierto es que en varios de sus elementos: el azúcar, potencialmente peligroso para la formación de placa bacteriana, la acidez y el gas, que puede erosionar el esmalte dental.

El agua mineral continúa siendo la mejor fuente de hidratación para nuestro organismo durante el verano, con grandes beneficios para nuestra salud.

Los helados y granizados

Muchas veces, son puro azúcar. La posible formación de sarro es una de las principales amenazas. Si de todos modos decides darte un capricho de vez en cuando, reduce su ingesta y cepíllate los dientes justo después de su consumo.

Los cítricos

Limones, lima y naranjas, entre otros, son los reyes del verano: ricas frutas de temporada que nos ayudan a combatir las altas temperaturas. Su vitamina C es estupenda para ayudarnos a cualquier las encías. Pero ojo con el exceso de ácido cítrico, puede debilitar tu esmalte y causar sensibilidad dental.

¿Tienes dudas sobre cómo cuidar de tu salud oral en verano? Pide cita con tu dentista de confianza en Valladolid y recibe una valoración personalizada de tu estado de salud dental. En Clínica Recaver, tu clínica dental en Valladolid, estaremos encantados de atenderte y asesorarte como necesitas. Juntos cuidamos de tu sonrisa.

¿Preparando la maleta para las vacaciones? No olvides llevar tu kit dental este verano

kit dental este verano

¿Con la vista puesta en las vacaciones de verano? ¡Qué bien! Si estás preparando ya tu maleta para marcharte unos días o semanas de descanso, no olvides incluir en tu bolsa de viaje un pequeño kit dental este verano.

Este minúsculo gesto puede suponer una diferencia abismal en cuanto al estado de tu sonrisa, ya que la época de verano es cuando más enfermedades orales se pueden contraer debido a una mayor ingesta de bebidas carbonatadas, alimentos azucarados, alcohol y comidas fuera de casa.

Qué incluir en tu kit dental este verano

En primer lugar, la razón por la que llevar un pequeño kit dental este verano contigo es bien sencilla: la salud de tus dientes depende en gran medida de tus hábitos de higiene. Si bien durante el verano tendemos a relajar los hábitos de limpieza oral, no debes olvidar cepillar tus dientes mínimos dos veces al día para evitar desarrollar enfermedades orales.

A continuación, te indicamos qué no puedes olvidar incluir en tu kit:

  • Cepillo dental. La herramienta imprescindible. Elige uno de cerdas suaves o medias y evita los duros: pueden erosionar tu dentición. Si no sabes cuál elegir, una buena opción es consultar en tu clínica dental de confianza en Valladolid para que te aconsejen. No olvides aplicar una buena técnica, cepillar en círculos suaves y al menos durante dos minutos.
  • Dentífrico. Mejor uno alto en flúor, ya que previene la aparición de la caries. Si padeces alguna enfermedad o patología oral, como gingivitis, mejor usar una pasta dental específica para el sangrado periodontal.
  • Hilo dental. O, en su defecto, cepillo interproximal. La limpieza interdental es igual de importante que el cepillado común, ya que complementa la eliminación de bacterias. ¿Sabías que durante el cepillado no alcanzas a acabar con todos los restos de comida?
  • Colutorio. Si tienes espacio en tu kit dental, ¡el colutorio es una gran opción! Finalizar tu rutina de limpieza dental con un enjuague bucal te asegurará que tu cavidad oral queda limpia y con un aliento fresco.

¿Tienes alguna pregunta? No dudes en consultarnos. Si hay algo que deseamos desde clínica dental Recaver, es que este verano luzcas una sonrisa sana y bonita. Pide cita hoy.

La relación entre la psicología y la odontología, más cercanas de lo que creías

La relación entre la psicología y la odontología

Tal vez pensabas que no tenían mucho que ver o que, directamente, no estaban en absoluto influencias la una por la otra. Pero, la realidad, es que la relación entre la psicología y la odontología está mucho más presente de lo que pensabas. ¿Quieres saber cómo? ¡Sigue leyendo nuestro blog!

¿Cuál es la relación entre la psicología y la odontología?

Aunque a simple vista no parezca existir conexión, la relación entre la psicología y la odontología está fuertemente arraigada. La salud mental incide directamente en el estado bucodental de las personas de distintas maneras. Dos de las enfermedades psicológicas más frecuentes en los últimos tiempos, la ansiedad y la depresión, afectan gravemente al estado de la cavidad oral de quien la padece.

  • La ansiedad. Los estados elevados de estrés, nervios o ansiedad suelen ir acompañados de patologías orales como el bruxismo o la boca seca. En el caso del segundo, aumenta el riesgo de caries y probabilidad de mal aliento, mientras que el bruxismo daña también las piezas desgastando el esmalte dental, ocasionando fracturas y exponiendo al riesgo de sufrir un trastorno de la articulación temporomandibular.
  • La depresión. No tan directamente como la ansiedad, pero también afecta a la salud oral, especialmente a través de la higiene bucodental. Tener depresión en muchas ocasiones equivale a no tener la suficiente energía o motivación para llevar a cabo las tareas más cotidianas, como lavarse los dientes. Además, se le suma la falta de apetencia o el consumo sin moderación de dulces, en el que el cerebro encuentra un consuelo momentáneo.

Por supuesto, cada persona es un mundo y pueden afectar de distinta forma estas enfermedades. De igual modo, existen otras afecciones y patologías psicológicas que afectan a la salud oral, como los trastornos por conducta alimentaria (en especial, la anorexia y la bulimia).

Ayuda profesional

Si tú o alguien de tu entorno padece alguna de estas u otras enfermedades psicológicas, es importante acudir a expertos en salud para poder frenar su avance y comenzar un tratamiento, tanto mental como bucodental.

Acudir a un profesional de confianza para tratar la ansiedad y la depresión, es la mejor forma de hacer frente. Para mantener en perfecto estado tu sonrisa, no dudes en acudir a nuestra clínica en Valladolid. Queremos verte sonreír.

¿Cómo enseñar salud oral a los niños?

enseñar salud oral a los niños

Quien más o quien menos, si tiene hijos, se ha preguntado alguna vez cómo abordar un tema tan importante como es enseñar salud oral a los niños. Y es que, claro, inculcarles los hábitos de higiene bucal no es una asignatura menor: está en juego la salud de su sonrisa.

Desde Clínica Dental Recaver, nuestra odontopediatra te da algunos trucos para afrontar esta tarea. ¡Toma nota!

Claves para enseñar salud oral a los niños

Es esencial que los pequeños de la casa tomen conciencia de la gran importancia que tiene esta materia en sus vidas y ganen la independencia suficiente como para que se hagan cargo de ella. Sin embargo, enseñar salud oral a los niños en toda su amplitud puede ser una tarea difícil. Por eso te damos algunas claves que pueden facilitar este cometido.

Una alimentación sana, la base de todo

Parece que sobra decirlo, ¡pero es primordial! La educación oral también incluye inculcar buenos hábitos alimenticios, como intentar reducir al máximo la cantidad de azúcar, añadir frutas y verduras en su dieta y beber mucha agua. ¡Esencial para una sonrisa sana!

Iniciad hábitos juntos

Hasta que el peque de la casa sea quien tome constancia de la necesidad de cepillarse los dientes, es importante que se cree un hábito conjunto para iniciar esta rutina. Especialmente, antes de dormir. Papá, mamá u otra persona mayor que él y en quien confíe, le tendrá que ayudar a tener por costumbre la higiene dental.

Cread un juego solo vuestro

¡Todo es mejor si es divertido! Por eso podéis crear un juego único para vosotros, elegir algo que le motive como un cepillo de dientes de su serie favorita o un cuento acorde a la tarea.

Refuerzo positivo

Lo mejor en estos casos, es utilizar el refuerzo positivo. Es importante validar cuando el pequeño lo esté haciendo bien y no castigarle si se equivoca. A fin de cuentas, está aprendiendo.

El dentista es su amigo

Que no le de miedo de ir al dentista es una de las cosas más importantes que se les puede enseñar sobre salud oral a los niños. En la clínica dental encontrará aliados y no enemigos, ¡por lo que no hay nada que temer!

En nuestra clínica de Valladolid contamos con amplia experiencia cuidando la sonrisa de los más pequeños. Si necesitas un dentista, ¡no dudes en llamarnos!

Estas son las 4 fases de una enfermedad periodontal

Fases de una enfermedad periodontal

Como hemos comentado en muchas ocasiones, las enfermedades periodontales revierten gran peligro en tu salud, no solo oral, sino también general. Hoy, queremos advertirte de cuáles son las cuatro fases de una enfermedad periodontal para que, si sospechas de que te encuentras en alguna de ellas, acudas de inmediato a tu dentista de confianza en Valladolid.

¿Cuáles son las fases de una enfermedad periodontal?

Podemos contar hasta cuatro fases de una enfermedad periodontal, aunque idealmente deberías ir a revisión con un experto si crees estar en las primeras de ellas. Las últimas etapas son las más peligrosas y se debe actuar con rapidez en todo caso, ya que la infección avanza y destruye el tejido óseo.

Gingivitis

Es la menos grave de todas las etapas, que se caracteriza por la inflamación y sangrado de las encías; normalmente suele producirse por la placa bacteriana. Es el mejor momento para detener la infección.

Periodontitis inicial

Es cuando comienza a agravarse la situación. Una vez se ha pasado la fase de la gingivitis y avanza la infección, ésta afecta ya al hueso, volviéndose irreversible. En este período inicial es esencial actuar. De hecho, es la última oportunidad de comenzar un tratamiento antes de que se vuelva muy grave la situación.

Periodontitis moderada

Aunque lo llamemos “moderado”, debes tener en cuenta que la periodontitis se trata de una enfermedad grave. Las bacterias destruyen el hueso que sirve de soporte para las piezas dentales y causa retracción de las encías. Su solución requiere de paso por el quirófano.

Periodontitis avanzada

En este caso, ya se ha perdido gran parte del hueso. Los dientes se mueven e incluso pueden caerse, por lo que una de las posibles soluciones pasa por un implante dental con regeneración ósea.

La mejor forma de prevenir esta y cualquier enfermedad es acudiendo de forma regular al dentista. Llevando a cabo una rigurosa rutina de higiene dental y revisiones con un especialista, podremos detectar a tiempo los problemas bucodentales. ¿Hace mucho de tu última visita al dentista? ¡Pide cita hoy mismo!

¿Por qué tengo mal aliento? Posibles causas del problema

Mal aliento

El mal aliento no es un problema poco habitual. De hecho, gran parte de los adultos lo padecen. En realidad, es tan común que existen centenares de remedios para “aplacar” la halitosis, aunque la única forma eficaz de acabar con este problema es atajarlo desde la raíz.

Los alimentos ingeridos, malos hábitos de vida, patologías orales, una higiene deficiente… ¡Todo suma! Te explicamos algunos de los orígenes más habituales.

Posibles causas

Malos hábitos de vida

El tabaco es uno de los más comunes causante del mal aliento. Este hábito es nefasto, tanto para la salud como para la estética, ya que también amarillea los dientes. El exceso de alcohol, de café o de “comida basura” también afectan al mal olor de tu boca.

Falta de una dieta equilibrada

Mantener una dieta equilibrada es beneficioso en todos los aspectos. Una buena relación de frutas, verduras, proteínas y carbohidratos será una de las mejores acciones para conservar un aliento y una cavidad oral sanas. El consumo de azúcar alimenta las bacterias que se encuentran de forma natural en tu boca, produciendo mal olor y patologías como las caries.

Higiene oral deficiente

El caso número uno en cuanto al origen del mal aliento es, sin duda, una higiene oral deficiente. Esto, sumado a la ingesta de café o bebidas carbonatadas, a ciertos alimentos o costumbres como fumar, suponen el caldo de cultivo perfecto para causar halitosis. De hecho, la falta de cepillado dental provoca que las bacterias descompongan los restos de alimentos, exhalando un gas de olor desagradable.

Para acabar de forma eficaz con los restos de comida, debes lavarte los dientes al menos dos veces al día, usar seda dental y dentífrico para completar la rutina. Además, es necesario realizar al menos una limpieza dental profesional o profilaxis al año, para evitar que, junto con la halitosis, aparezcan otras posibles enfermedades orales.

¿Cuándo debes preocuparte por el mal aliento?

Si te genera inseguridad y afecta al desarrollo de tu vida laboral y social, no deberías tardar en acudir a un especialista.

Si tras revisar tus hábitos y rutinas de higiene continúas padeciendo de halitosis, ¡no esperes más! Puede que haya algún trastorno grave que provoque este mal aliento u otra causa, como sequedad bucal o algunos medicamentos. Pide cita con nosotros, daremos con la causa del problema.

Patologías orales que puedes heredar de tus padres

patologías orales que puedes heredar

Para bien o para mal, de tal palo viene la astilla. Además de aspectos como las características físicas o determinados gustos, existen patologías orales que puedes heredar de tus padres o abuelos.

Estos problemas de salud bucodental se deben a la predisposición genética con la que naces, que te llevarán a poder desarrollar o no ciertas afecciones, muy a pesar de los hábitos saludables de vida que lleves a cabo.

¿Cuáles son las patologías orales que puedes heredar más comunes?

Si bien son muchas las afecciones, enfermedades o problemas orales que puedes heredar, a continuación, te detallamos algunas de las más habituales:

Dientes desalineados

Es uno de los problemas más comunes, y es que el factor genético tiene gran importancia en este caso. Si has necesitado un aparato de ortodoncia, es más que probable que no seas el único de la familia. Apiñamientos, maloclusiones, falta de espacio… Son problemas hereditarios que pasan de generación en generación. Si tienes hijos, ¡no esperes a que se haga tarde! El tratamiento de ortodoncia a tiempo puede favorecer el desarrollo de huesos y dientes.

Caries

Además de una alimentación alta en azúcares o una higiene deficiente, el favor genético vuelve a jugar en contra de determinadas personas que tienen mayor predisposición a desarrollar caries, debido a variaciones del gen beta-defensina 1 (DEFB1). Aunque, nuevamente, acudiendo al dentista puedes obtener una fácil solución realizando limpiezas dentales profesionales regulares y con exámenes orales.

Problemas periodontales

Un amplísimo porcentaje de la población tiene predisposición genética a enfermedades de las encías. La gingivitis se caracteriza por un tejido periodontal sensible e inflamado, que tiende a heredarse, por lo que no tardes en acudir al dentista si conoces a algún miembro de tu familia con esta dolencia.

Cáncer oral

Sin duda, una de las patologías orales que puedes heredar más peligrosas que existen. Si bien los hábitos de vida nocivos juegan en contra, la genética también puede aumentar las posibilidades de desarrollar esta enfermedad. Para reducir su riesgo al mínimo, acaba con el tabaco, el alcohol, consume una dieta equilibrada y autoexplora tu cavidad oral en casa.

¿Te suena alguna de estas enfermedades entre los miembros de tu familia? No tardes en acudir a tu dentista en Valladolid para conservar tu salud oral en las mejores condiciones. En Clínica Dental Recaver podemos atender a toda la familia. Pide cita.

Visitar al dentista durante el embarazo, ¿es peligroso para el bebé?

Visitar al dentista durante el embarazo

Es habitual que, estando embarazada, te asalten miles dudas, entre ellas las relacionadas con qué acciones de tu vida cotidiana pueden perjudicar a tu bebé. Visitar al dentista durante el embarazo suele ser una de esas medidas que causan cierto recelo, especialmente por si el tratamiento a llevar a cabo es peligroso.

Hoy, queremos resolver algunas de las dudas más comunes que nos hemos encontrado en nuestra clínica en Valladolid.

Cuándo visitar al dentista durante el embarazo

No solo no es peligroso, sino que además es recomendable visitar al dentista durante el embarazo ya que la alteración hormonal puede afectar a la flora bacteriana de tu boca, produciendo un desequilibrio que origine dolor, inflamación o sangrado de encías (gingivitis). Es importante que acudas a tu clínica dental de confianza para llevar a cabo una revisión oral y detectar a tiempo posibles patologías, relacionadas o no, con tu estado de buena esperanza.

Es esencial que avises al profesional de tu estado (o si sospechas que puedes estar embarazada) para que lo tenga en cuenta a la hora de valorar el caso y pautar un tratamiento.

Dependiendo del período de gestación que atravieses, debes tener en cuenta:

  • Primer trimestre: contraindicadas las radiografías e ingesta de algunos medicamentos.
  • Segundo trimestre: Es el momento más seguro y cuando se pueden realizar tratamientos dentales.
  • Tercer trimestre: si bien no es peligroso, sí resulta incómodo por el tamaño del bebé. Se recomiendan visitas cortas e imprescindibles.

Patologías orales habituales en embarazadas

Aunque es una creencia extendida, no es cierto que “cada hijo te quita un diente”. Pero sí que debes extremar precauciones, por una mayor propensión a desarrollar problemas periodontales.

La enfermedad más común durante el embarazo es la gingivitis, aunque con una buena rutina de higiene diaria no tiene por qué complicarse. También es muy habitual encontrar un aumento de caries, provocado por los ácidos y las náuseas, y el dolor de muelas originado por la inflamación de las encías.

Te recomendamos cepillarte los dientes después de cada comida y que no olvides el uso de la seda dental. Además de visitar al dentista durante el embarazo sin miedo para cuidarte por dentro y por fuera. Pide cita.

En 2022 sigue estos propósitos para cuidar tu salud oral

Propósitos para cuidar tu salud oral

Se acerca el final de año y desde nuestra clínica dental en Valladolid hacemos un buen repaso a esos propósitos con los que arrancar 2022. Sin duda entre ellos, los que atañen a tu salud y, especialmente, nos centramos en los propósitos para cuidar tu salud oral.

Una dieta saludable

Comer bien no solo mejora tu salud en general, también la salud de tus dientes. Los productos procesados y las grandes comilonas pueden hacer tu digestión más pesada y crear un reflujo gástrico que llegue hasta la boca, dañando tus dientes. El consumo excesivo de azúcares también está ligado a problemas dentales.

Revisa tu rutina de higiene bucal

¿Cada cuánto cambias tu cepillo de dientes? ¿Utilizas el enjuague bucal que te recomendó tu dentista? El comienzo de año está lleno de oportunidades y revisar tu rutina dental es una de ellas. Observa cuántas veces al día te cepillas los dientes, si utilizas una dureza de cerdas adecuada o si usas seda dental en tu rutina.

Reducir el consumo de bebidas carbonatadas

Evalúa cuántas bebidas de este tipo puedes consumir a la semana. Los ácidos de estas bebidas erosionan los dientes causando hipersensibilidad.

Dejar de fumar

El número uno de los propósitos para año nuevo. Dejar de fumar es probablemente de las mejores cosas que puedes hacer para cuidar tu salud. No solo beneficiará a tus pulmones, fumar también amarillea la dentición, provoca mal aliento y aumenta el riesgo de enfermedades de dientes y encías.

Visita periódicamente a tu dentista

La prevención es la mejor herramienta para cuidar tu salud oral. Es imprescindible que visites a un odontólogo de confianza. Intenta hacer revisiones dentales cada tres o cuatro meses, ¡atajarás cualquier patología antes de que se agrave!

La llegada del año nuevo es un buen punto de partida para reconciliarte con tus hábitos más saludables. Desde nuestra clínica dental en Valladolid te ayudamos a cuidar tu salud oral, una forma sencilla de mejorar tu calidad de vida para arrancar el año nuevo cumpliendo tus mejores propósitos.